bocadorada.com

Sopas frías (6): Salmorejo

Y por si se nos había olvidado y como todavía estamos en verano, toca un nuevo capítulo de sopas frías, ya vamos con el sexto. El salmorejo es una sopa fría, de la zona de Córdoba, muy parecida al gazpacho, aunque hay algunas diferencias. Personalmente me gusta más el salmorejo.

Ingredientes del salmorejo

Ingredientes
5 tomates maduros
1 diente de ajo
pan
aceite
sal
vinagre

Elaboración
Hay que poner el pan en un poco de agua con sal, aceite y vinagre para hidratarlo.

Se pelan los tomates escaldándolos porque es más agradable después, se cortan en trozos y se ponen en el vaso de la turmix, se hace lo mismo con el diente de ajo y se comienza a triturarlo con la turmix. Se añade el pan se sigue batiendo hasta que quede bien suave.

Sálalo al gusto y añade el aceite emulsionándolo con las verduras. Corrige la sal, añade un poco de vinagre si te apetece, un poco de agua si te gusta más caldoso, aunque el salmorejo es más bien espeso.

Salmorejo y sopa de melón

Preparé este salmorejo para la fiesta del verano, que aunque lo haya dicho ya, entra muy bien.

En anteriores episodios vimos cómo se preparaba el gazpacho, la vichyssoise, el ajoblanco, la sopa de melón o el gazpacho de cerezas, la próxima vez tal vez me atreva con un borscht.

2-Ago-2007 - Hechos en casa, Sopas frí­as

Comentarios (11)

Sopas frías (5): Gazpacho de cerezas

Seguimos con las sopas frías, esta receta se basa en una receta de Abraham García del Viridiana, eso sí con variaciones debidas al contenido de mi nevera y a mi gusto personal.
Gazpacho de cerezas


Ingredientes
(para 2 personas)


Elaboración

Se lavan y se deshuesan las cerezas. Se pelan los tomates (escaldándolos unos segundos es una buena forma), se trocean junto con los pimientos, el ajo y la cebolla.

Se pone la rebanada de pan en remojo con agua, sal y un poquito de aceite.

En el vaso de la turmix se ponen los ingredientes troceados, junto con las cerezas y el pan y se tritura bien. Se le añade vinagre y sal al gusto y se empieza a emulsionar añadiendo el aceite de oliva poco a poco.

Cuando creamos que está en el punto adecuado se le añade agua para dejarlo con la densidad deseada. Se pasa un par de veces por el chino para dejarlo bien fino y se deja que se enfríe en la nevera.

A la hora de servirlo lo he acompañado de unas brochetillas de queso feta y anchoas, me ha gustado más la combinación del gazpacho con el queso que con las anchoas, no creía que fuera a ser así.

Respecto a la receta que he encontrado de Abraham García yo no utilizo arenques del báltico, los he sustituido por anchoas y le he añadido queso feta. Además él le añade cuatro cucharadas de mermelada de cerezas.

La serie sopas frías continuará a lo largo del verano, pero a partir de ahora se alargará la frecuencia de publicación, de ser semanal pasará a ser quincenal más o menos. En anteriores episodios vimos cómo se preparaba el gazpacho, la vichyssoise, el ajoblanco o la sopa de melón.

26-Jun-2007 - Hechos en casa, Sopas frí­as

Comentarios (3)

Sopas frías (4): Sopa de melón

Esta es una de las sopas propuestas por jill. No lo había hecho nunca pero ha estado muy bien porque el melón es todo agua. Para mi es perfecto para un día de playa, en la playa es donde mejor me sabe el melón.

Sopa fría de melón

Ingredientes (2 personas)

Elaboración
Se vacía el melón con el vaciador de melón, en su defecto se puede hacer con una cucharilla o pelar el melón. Se pone en el cuenco de la batidora y se bate. Se le añade la nata y la sal y se introduce a la nevera con unas hebras de azafrán.

Brochetas

A la hora de comer se pasa por el chino y se sirve adornándolo con hebras de azafrán de nuevo. A mi me hubiera gustado ponerlo con un crujiente de jamón, que es lo propio, melón con jamón. Pero estamos haciendo la dieta de no comer cerdo durante quince días, por lo que lo he combinado con unas brochetas de bolitas de melón (otra vez el vaciador de melón, es que me lo he pasado en grande haciendo bolitas) con queso feta, a mi me ha gustado la combinación. Después pensándolo, creo que le tenía añadir un poco de pimienta y le hubiera dado un buen punto, pero lo he pensado tarde.

Tortillas de maíz con cebolla, bonito y nori

Además he preparado un revoltijo de unas latas pequeñas de bonito con cebolla confitada y alga nori, para comerlo como taco con las tortillas de maíz.

Se toma como primer plato muy agradable para el verano, como todas las sopas de esta serie sobre sopas frías. Hasta ahora hemos hecho Gazpacho, Vichyssoise y Ajoblanco, ¡y todavía quedan tantas! Se aceptan peticiones, salmorejo, sopa de cerezas, sopa de las seis manzanas con piñones, borscht, tarator…

Comida de verano

19-Jun-2007 - Hechos en casa, Sopas frí­as

Comentarios (9)

Sopas frías (3): Ajoblanco

Este plato proviene de la cocina Andalusí, en la que como en tantos platos árabes la almendra tiene un protagonismo especial. Me da la impresión que es el ajoblanco malagueño el más popular de todos, es el que he preparado yo.

Ajoblanco y papa asá (otra vez)

Hay otro plato que es parecido que se llama ajopollo y había una revista que se llamaba Ajoblanco.

Ajoblanco y papa asá

Ingredientes

(Para las papás asás)

Elaboración
Hay que poner el pan en remojo y se trituran las almendras con los ajos, la miga de pan, sal y vinagre. La forma tradicional de hacerlo es majándolo en el mortero de mármol y maza de madera, empezando con las almendras, hasta conseguir una pasta lechosa.

Yo no lo he hecho así, lo he triturado en la turmix, para ahorrarme tiempo y esfuerzo. No sé cuales son las ventajas del método tradicional, estaría bien comparar cada plato que tiene un proceso tradicional esforzado con el proceso-más fácil ayudado por la tecnología, nuevos ingredientes etc., para saber lo que realmente nos perdemos, los que solemos optar por atajar.

Sigo con la receta. Se va añadiendo el aceite poco a poco emulsionándolo. Por último, se añade agua (al gusto), poco a poco, hasta que quede una crema fina que se pasa por el chino.

Para las papas asás, hay que lavarlas y envolverlas en papel de aluminio, después al horno a temperatura alta y unos 20 minutos o media hora dependiendo del tamaño de la patata y de la temperatura. Para saber si están hechas se pinchan con un palillo y si todo es blando, es que está.

Después se abren por la mitad, se salpimenta al gusto y se rocía con aceite de oliva virgen extra.

También hemos aprovechado para comernos unas anchoillas que quedaban muy bien con el ajoblanco y las papas. Por cierto que el ajoblanco es genial como aliño de una ensalada corriente y moliente.

En anteriores episodios de la serie vimos cómo hacer un gazpacho y una vichyssoise, ¿qué será lo próximo? Tal vez una sopa de melón, un salmorejo, una sopa de cerezas… ¡cómo se presenta el verano!

14-Jun-2007 - Hechos en casa, Sopas frí­as

Comentarios (4)