La vuelta de Barcelona

Me lo he pasado muy bien aunque estoy agotada. Soy una ingenua por pensar que iba a poder controlar los impulsos que me genera esta ciudad. Pero me resulta imposible, esta ciudad me sobrepasa, estoy saturada de información. Yo me digo, “no pasa nada por no ir a este sitio, estamos de vacaciones, la próxima vez que vengamos podremos ir”, pero un poco más tarde nos aparece un huequito entre esto y lo otro y, “¿y si vamos a este sitio antes de cenar? nos pilla de paso”. Bercelona es una ciudad en la que me gustaría vivir, tan amable y tan bonita.

Pabellón  de Mies van der Rohe (1929) Pabellón  de Mies van der Rohe (1929)

Por cierto, gracias a las recomendaciones por correo electrónico, a viva voz o por este blog, he intentado realizar todas las propuestas y casi lo heconseguido, pero todo se andará, la próxima vez lo conseguiré. La siguiente vez que vaya a Barcelona no me perderé Tibidabo.

23-Sep-2006 - Curiosidades

3 comentarios

  1. pitxo dice:

    ongietorria!

    25-Sep-2006 a las 3:10 pm. Permalink para este comentario.

  2. Mabel dice:

    Yo he vivido una corta temporada y no lo recomiendo como lugar de residencia habitual pero sí para estancias cortas.

    26-Sep-2006 a las 10:07 am. Permalink para este comentario.

  3. Pernan dice:

    Jo. Snif. Me gustaría tener una vida paralela y un montón de pasta para pasearme por barcelona, siempre ocioso, entrando en sitios sin miedo a que me claven, y comprando millones de regalos de diseño…

    2-Oct-2006 a las 2:14 pm. Permalink para este comentario.

Deja una respuesta

Trackback URI